Castillo de Cuzcurrita del Río Tirón

Wikirioja

Castillo de Cuzcurrita del Río Tirón

Castillo de Cuzcurrita

Situación: Cuzcurrita de Río Tirón

Está formado por un recinto cuadrado y una destacada torre central.

La cerca presenta alto muro, quebrado en los cuatro centros por torrecillas triangulares y pequeños cubos en las esquinas de planta circular. Actualmente todo el espacio existente entre los muros y la torre está convertido en habitaciones y almacenes.

La torre, apenas tiene vanos, algunos de los pocos que existen, a pesar de sus escasas dimensiones, disponen del clásico asiento bajomedieval. Los pisos carecen de bóvedas pétreas, y los suelos son de viguería de madera, apoyadas en los consabidos retranqueos y pilar central.

En el interior, en la planta noble, existe una chimenea-hogar de la época. El gran empaque que presenta la torre por sus dimensiones y escasez de huecos, está realzado por bonito parapeto almacenado y amatacanado, y sendas torrecillas circulares en las esquinas. El aparejo, pseudoisódomo, es de gran calidad.

El castillo, es uno de los clásicos edificios fortificados de señorío, propios de La Rioja Alta, del mismo tipo que se puede encontrar en todo el País Vasco y nordeste de Castilla. El buen estado de conservación que presenta se debe a su actual propietario, el marqués del Real Socorro.

Arte Gótico

Sorprende, este castillo gótico, en medio de un conjunto arquitectónico, edificado casi en su totalidad en el siglo XVIII, si bien cerca de la población se encuentra una ermita levantada en los siglos XII y XIV, que parece guardar al menos una armonía de estilo con él.

Se trata de la antigua iglesia parroquial del barrio o aldea de Sorejana, que al igual que Cuzcurrita, pertenecía a los duques de Frías, condes de Haro, y a la vez condestables de Castilla.

Fueron, en efecto, los Velasco, grandes mecenas de sus propios castillos residenciales, construidos en un depurado goticismo característico, que acusa igualmente la ermita de Sorejana.

Castillo de Cuzcurrita del Río Tirón
Vota este artículo

Relacionado

Deja un comentario

Menú de cierre