Wikirioja

Patricio Pedro Escobal López

Patricio Pedro Escobal López: Nació en Logroño el 24 de Agosto de 1903 y falleció en Nueva York (Estados Unidos), fue conocido futbolísticamente como “Perico” Escobal. Estudió en Madrid,con los jesuitas de Chamartín.

En 1920 compaginando con sus estudios de ingeniería industrial, fichó por el Real Madrid, militando en el equipo hasta 1927, en una primera etapa, y en la temporada 1930-31, en una segunda, tras un efímero paso por el Racing Club de Madrid.

Llegó a ser capitán del equipo y fue seleccionado para los Juegos Olímpicos de París, en 1924, convirtiéndose en el primer olímpico riojano.

El 14 de abril de 1931, “Perico” creyó sinceramente que en España se abría una nueva era. Pero la cosa se fue torciendo y el odio entre facciones políticas adquirió pronto una consistencia tenebrosa, casi sólida. Escobal buscó la tranquilidad de su tierra: regresó a Logroño, ocupó una plaza de ingeniero en el Ayuntamiento, se casó con Teresa Castroviejo y militó en el club de fútbol local, que acababa de inaugurar el campo de Las Gaunas. Su retiro, sin embargo, estuvo a punto de convertirse en su tumba.

Durante la Guerra Civil cae prisionero y es condenado a 30 años de prisión, librándose del fusilamiento en cuatro ocasiones. Por cuatro veces esquivó el pelotón de fusilamiento. Pasó dieciocho meses enfermo de tuberculosis, sin poder moverse, en un camastro infecto, con el alma en vilo cada vez que los militares entraban en prisión para ejecutar a unos cuantos compañeros. Se vio tan acabado que, delante del temible Millán Astray, reunió las pocas fuerzas que le quedaban para, en voz alta, cagarse en Franco. Gracias a los oficios de su familia política, bien posicionada, logró salir de la cárcel y marchar al exilio. En 1940, cogió un buque en Portugalete rumbo a Cuba y acaba en Estados Unidos, donde trabaja como ingeniero y es responsable del alumbrado de Queens.

Escobal alcanzó fama en el extranjero y, tras la muerte de Franco en España, porque en 1968 escribió sus memorias, que aparecieron en inglés, en 1974, con el título de Death row y que, tras algunas ediciones clandestinas, se publican en español con el título de “Las sacas”.

Patricio Pedro Escobal López
Vota este artículo

Deja un comentario

Menú de cierre
Esta web utiliza cookies puedes ver aquí la política de cookies. Si continuas navegando estás aceptándola